Vértigo

Vértigo…

El vértigo es una sensación polivalente. Se puede sentir en diversos momentos y situaciones. Puede ser ese miedo a las alturas o eso que me da a veces porque tengo las cervicales tocadas.
Se puede dar cuando sientes incertidumbre (ahora que estoy en el paro), puede ser ese nudo en el estómago cuando estás en el ojo de la tormenta y puede ser terror cuando crees que hay algo muy bueno esperándote pero las hostias de la vida hacen que desconfíes.

Puto vértigo.

Maravilloso vértigo.

¿Seríamos los mismos sin nuestras dudas? ¿La vida nos sabría igual sin las mariposas en el estómago? ¿No es la capacidad de levantarse tras una caída nuestra mejor arma para sobrevivir?

Incontrolable vértigo.

¿Cómo hacer ese cocktel perfecto donde locura y prudencia se mezclan pero no se agitan y nos permite ser una loca del coño, pero no mucho? ¿Cómo aprender de los errores del pasado sin que nos lastren? ¿Cómo hacer que la realidad nos permita soñar?

Vértigo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*

code