Ruedan

Llorar hasta que quedar limpia. Ojalá las lágrimas acabasen con la mierda como el fairy acaba con la grasa. Ojalá llorar impidiera pensar, impidiera sentir, desconectara el alma y el cerebro. Los ojalás se acumulan, al igual que mis lágrimas puesto que no hay nadie que las seque.

Un comentario sobre «Ruedan»

  • Déjalas caer, hacen mucho bien fuera. Luego te quedas de un desahogado…
    Y aunque no es lo mismo, yo te presto ciber-hombro sobre el que llorar y soltar penas y rayos y truenos 🙂
    Muchos besitos!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*

code