Hoy ha sido un día de mierda. Me he levantado sintiéndome fea, gorda y perezosa. Estaba cruzada y odiaba a todo el mundo, incluyéndome a mi. Es complicado cuando estoy en ese estado, es difícil de razonar y todo lo que se me cruza por la mente es negativo.

Lo bueno es que había quedado con una amiga porque ahora Eriwen es rubia, he ido a la peluquería y he de admitir que estar dos horas fuera de mi casa con una amiga, hablando de todo y de nada me ha venido genial. Así que supongo que al final, siempre sale el sol (si quieres)