Sé que no debería gustarme, pero no lo puedo evitar