Emulando al Chigo Gris, me atrevoa hacer una reseña de una peli, sabiendo, eso sí que no lo hago ni de lejos tan bien como uno de nuestrosogueros más ilustres.

Ayer después de una comida copiosa que me preparó mi aguelita (que es un cielote) decidí que quería ir al cine. Me atraía Valor de Ley pero no quería quedarme sin ver el Discurso del Rey. Llamo a los contactos y finalmente acudo al cine de versión original (el único que hay en Seviilla, qué maravilla ¿eh?) Empachada me senté en la sala y comenzó una gran película.

Probablemente todos que sois super cultos sabéis de que va la peli, pero por si acaso haré un breve resumen. Esto era el hermano del sucesor al trono de Inglaterra que era tartamudo, era un poco putada porque tenía actos oficiales y todo eso pero como su hermano iba a ser rey pues no se agobiaba tanto. ¿Qué pasó? Que su hermano se encoñó de una divorciada y abdicó y mira tú por donde Bertie se convirtió en rey. Pero Bertie (interpretado por Collin Firth) conocido a un señor que le estaba ayudando a superar su tartamudeo. Todo esto justo antes de la 2ª Guerra Mundial.

Esta película hay que verla en versión original, en serio, Collin Firth lo borda y se merece un oscar. Helena Bonham Carter, hace de esposa de manera estupena y el logopeda (Geoffrey Rush) ees un personaje super cachondo.

Viendo la película hubo un momento en qué pensé "ya no hay hombres asi" (refiriéndome a Jorge VI) y luego me di cuenta de que ni siquiera escribía sus discursos, fue entonces cuando me di cuenta de l fácilmente manipulable es mi empatía (odié a la americana divorciada)