Mientras espero a que llegue la cena (me niego a cocinar) intento no quedarme dormida en el sillón.

No estoy acostumbrada a dormir sólo 3 horas, es que yo soy asi muy dormilona.

El momento falda fue que hubo un momento en que se abrió la cremallera y cuando me di cuenta mi amigo me pregunto eso de "ah ¿que no era aposta?" Asi escrito no tiene ni pizca de gracia pero yo en el momento casi escupo todo le mojito por el inmaculado salón.

La verdad es que he descubierto que no se me da bien manejar sifones, asi que en caso de incendios ni se os ocurra dejarme a mi el extintor.

Una recomendación después de unos cuantos mojitos no suele sentar bien una chocolatina (kit kat crunchy, creo)

Aunque mis neuronas se están suicidando en masa por el alcohol y el sueño he de decir que me alegro mucho de haber ido luego a la barbacoa. El motivo es que mis ex-compis de facultad se sienten igual de perdidas que yo =)

Ya se sabe, mal de muchos consuelo de tontos. Lo malo es que se me olvidó darles las postales de Praga.

Tengo una canción mala en la mente, pero me hace sonreir, aunque ya sabeis que mi canción es:

"Patricia es muy bueeeeeeeeeeeeeeeeeeeena

Patricia es muy guaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaapa!!!!!"