Y yo estaba esperando que cantes mi canciuón.

Hoy hace un día de calor bochornoso en Sevilla, un día en lo que menos apetece es estudiar, y precisamente es lo que debería estar haciendo porque mañana tengo un examen.

Que asco de semana, y las que me quedan hacen que sólo piense en cosas negativas.

LA culpa de todo la tengo yo, por no haberme organizado y por dejarlo todo para el último momento (y también es culpa de una profesora que es un poco asquerosa y nos dice qué materia tenemos que buscar para un examen con una semana de antelación)

Un profesor nos ha ofrecido a mi y a un par de compañeros ayuda por si queremos ir a Argentina, por si queremos estudiar, hacer algún postgrado o participar en algo educativo y la verdad es que me gustaría, necesito algo que me motive profesionalmente, necesito algo que me permita superar esta apatía que me atrapa.

Le estoy dando vueltas y más vueltas y cuando acabe los examenes y vea en qué situación acabo, me lo plantearé.

En el fonfo creo que lo que necesito es sentirme valiosa, sentir que puedo hacer cosas buenas e interesantes