Me encanta el invierno pero odio mi casa porque a los dos minutos de quitar la calefacción a una se le ha congelado el corazón viendo la televisión (o escribiendo en el pc)

Me gusta el frío porque te puedes abrigar y cuando lo haces sientes una profunda sensación de bienestar, igual que cuando te acuestas al lado de alguien y tienes los pies fríos y te los calientes con los suyos.

Me gusta el frío porque indirectamente hace que te acerques a las personas en busca del calor.

Debería escribir algo profundo pero es que no tengo ganas asi que a todo el mundo que lea mi blog que se acerque a otra persona y busque el calor humano que es lo mejor para el alma